Un acto al aire libre dedicado a la juventud se constituyó en el cierre de la campaña del Frente de Todos en la provincia. Como sucedió a lo largo de las jornadas proselitistas, también este miércoles tuvo su protagonismo el gobernador Gustavo Bordet que instó a la militancia a asegurar un triunfo del peronismo en las urnas. El encuentro se extendió a lo largo de una hora y media, lapso en el que cada tanto hubo una tenue llovizna.

Fueron oradores el intendente Adán Bahl; la vicegobernadora Laura Stratta; los precandidatos Enrique Cresto, Carolina Gaillard, Tomás Ledesma; Brenda Ullman y Lucas Larrarte; y el cierre a cargo del mandatario provincial.

Los discursos insistieron en la idea de “ratificar el rumbo” planteado por la gestión de Alberto Fernández; en la defensa de la gestión de la pandemia y del plan de vacunación a nivel nacional y provincial; en la crítica al período conducido por Mauricio Macri en la Casa Rosada; y en marcar la identidad “porteña” del adversario de Juntos por Entre Ríos, Rogelio Frigerio.

Pandemia por TV
“Ni la lluvia ni el viento paran a la juventud. Gracias por el aguante”, manifestó Bordet que arrancó su mensaje enfocando en la pandemia y en las políticas públicas que este contexto llevaron a instrumentar a nivel nacional y provincial. 

“Son 19 meses de gestión; 16 meses en pandemia. Nadie se prepara para eso. Rápidamente tuvimos que ponernos a trabajar, a afrontar lo imprevisto para evitar que la pandemia se cobre más vidas”, afirmó. 

El cotejo con la gestión anterior de Cambiemos fue eje del discurso del Gobernador y de los precandidatos. Mencionó, entre otras cuestiones, la puesta en marcha en plenitud del Hospital de la Baxada que “Macri lo tuvo cerrado durante cuatro años”. 

“Hoy vienen figuras de la televisión a dar cátedra de lo que hay que hacer. Realmente no salgo del estupor. Fueron meros espectadores cuando había que redoblar el trabajo; después vino la vacunación y volvieron a poner palos en la rueda”, criticó Bordet a la oposición. 

Tras destacar la acción del Estado nacional, la provincia y los municipios, afirmó: “Nadie nos va a dar cátedra de lo que hay que hacer en una pandemia. Si la estuvieron viendo por televisión”. 

El mandatario también eligió el contrapunto con la oposición al hablar de la obra pública que fue uno de los ejes del discurso proselitista del peronismo. “Estamos en un plan transformador de la obra pública. Tienen la caradurez de decir que hicieron obras, que hicieron viviendas. Todos vieron que se frenaron las obras en las rutas, que estuvieron paradas las obras de consorcio en cada una de las ciudades, que tuvimos que poner un plan provincial de viviendas en marcha para dar a nuestra gente la posibilidad de cumplir con un derecho constitucional”, remarcó Bordet.

“Ahora ven que la educación es prioridad. Por qué no lo hicieron”, continuó y defendió el sostenimiento de la Universidad Autónoma de Entre Ríos  (Uader) en la que cursan “25 mil estudiantes que, claro, para los tecnócratas es un número excesivo; para nosotros son 25 mil proyectos de vida”. 

Bordet convocó a la militancia: “Pongamos nuestra energía para llegar al 12 de septiembre con un triunfo en las urnas, para comenzar a transitar hasta noviembre un triunfo que ratifique el rumbo. Empezamos a construir un triunfo para que Alberto, Cristina, nuestra provincia y nuestros intendentes puedan cumplir las realizaciones, para que el pueblo entrerriano tenga la posibilidad de salir por este camino de fe, esperanza, proyección y futuro”. 

Un Congreso fuerte
Al hacer uso de la palabra,  Cresto agradeció especialmente a las y los jóvenes presentes en el lugar. Sostuvo que son quienes deben defender “lo que estamos construyendo con el federalismo de los recursos, un modelo de producción y desarrollo. Ustedes tienen la capacidad de persuadir a otros jóvenes, a sus padres, tienen más poder que nosotros. Ustedes son también los más perjudicados cuando hay políticas neoliberales”.

Manifestó su orgullo por encabezar un “lista de entrerrianos y entrerrianas que tienen amor por su provincia, que hoy demuestran su compromiso, porque hoy tienen responsabilidades de gobierno. Y somos de acá, tenemos nuestra familia acá”. Planteó luego la necesidad de contar con legisladores del Frente de Todos en el Congreso y puso como ejemplo el debate legislativo por el impuesto a las grandes fortunas.

Gaillard, por su parte, expresó que “Entre Ríos y Argentina necesitan un Congreso fuerte, que le dé las herramientas a nuestro gobernador y nuestro presidente para cuidar la vida y la salud de las y los argentinos; pero también para tener reactivación económica que nos va a permitir salir a la vida que queremos”.

Ledesma remarcó el valor de la juventud y resaltó: “Fuimos parte de la construcción de la unidad para recuperar este país y estamos comprometidos con los destinos de la patria”. Recordando a personas que ya no están, dijo que “hace pocos meses era difícil encontrar esperanza. Hoy cambió la realidad gracias a la campaña de vacunación. Eso va de la mano de mejoras en lo productivo, la generación de empleo y políticas que impactarán en el bolsillo de las y los trabajadores”, subrayó el referente de La Cámpora.

Stratta sostuvo que “para llegar a las juventudes hay que escucharlos e interpretarlos”. “En el Frente de Todos y Todas no solamente escuchamos a los jóvenes, sino que encarnan candidaturas, son protagonistas de este tiempo histórico”, resaltó.

Y agregó: “La agenda de las nuevas generaciones es parte de este proyecto de país y de provincia, que amplía derechos y trabaja sobre las conquistas sociales. Nosotros pensamos que el desarrollo no puede ser sin inclusión social y también”, expresó Stratta y recordó que “necesitamos de la rebeldía y la fortaleza de las juventudes para empujar esas transformaciones que siempre hacen falta”.

Bahl consideró que el acto no era un cierre, sino “el inicio de una campaña para consolidar la confianza del pueblo en el peronismo y esta excelente lista que tenemos”.