En este marco, Bahl agradeció "al Gobierno provincial por la decisión política de encarar la obra del arroyo La Santiagueña y por entender su importancia para Paraná". Los costos de llevarla a cabo "escapan a las posibilidades del presupuesto municipal", explicó y agregó: "Nos sentimos muy acompañados y gracias a este respaldo, estamos concretando las obras necesarias para la transformación de la ciudad".

Además, sostuvo Bahl, "la obra pública es un gran estímulo para la economía y el empleo local, y eso es muy importante, sobre todo en contexto de pandemia".

También valoró el trabajo que se lleva adelante en la ciudad: "Paraná está atravesada por arroyos y, sin embargo, eso no se tuvo en cuenta en la planificación urbana. Tampoco se ha invertido en las obras necesarias para paliar esta situación. Por eso estamos avanzando en un Plan Director Hidráulico que contempla de manera integral a toda la ciudad. Incluye varias obras y apunta a reducir los riesgos que acarrean las grandes lluvias, no solo para las viviendas sino también para la seguridad vial", expresó.

Con esta obra, indicó, “se van a resolver los problemas de las calles Corrientes, La Paz, San Juan y las perpendiculares, además del problema que se originan en calle Laurencena en días de lluvias, sobre todo de las personas más humildes que ven afectadas sus viviendas”.


Por su parte, el gobernador Bordet destacó: “Siempre son los intendentes quienes priorizan las obras y las acciones, y nosotros vamos consiguiendo el financiamiento, como en este caso que es provincial, pero también conseguimos financiamiento nacional para muchas otras obras. Esta es la forma de trabajar, articulados y en equipo, y así es como se ven los resultados”, concluyó.
OBRA DE GAS
Tras la apertura de sobres, el gobernador Bordet mantuvo una reunión con el intendente Bahl donde le entregó la resolución para la ampliación de una obra de gas en la zona sureste de la ciudad de Paraná, que se desarrolla a través de la Secretaría de Energía.

“Es una obra que ya estaba terminada pero ahora el Gobernador tomó la decisión de autorizar una ampliación del 40 %. Se trata de un proyecto de muchos años que satisface la demanda de 20 vecinales de la zona sureste”, informó el Intendente.

“Esto es el resultado de trabajar en conjunto entre los gobiernos municipal, provincial y nacional. Para nosotros es una gran satisfacción porque con los fondos municipales no alcanza y gracias al aporte de la Nación y la Provincia podemos hacer realidad estas obras”, aseguró.
OTRAS OBRAS
Por otro lado, Bahl informó que repasaron con el gobernador otras obras, como la reconfiguración, ensanche y repavimentación de avenida Zanni, que ya está en etapa de adjudicación para iniciar los trabajos.

Las tareas comprenden 34 cuadras, desde avenida Almafuerte hasta calle Balbín, e incluyen, además, corrimiento de conductos de agua, semaforización sincronizada y señalética, la que también se realiza con financiamiento del Gobierno provincial.

En la actividad, que tuvo lugar este jueves en el Salón de los Gobernadores de la Casa de Gobierno, también estuvieron el ministro de Planeamiento, Marcelo Richard; funcionarios provinciales y municipales; y representantes de las dos empresas constructoras que presentaron sus ofertas: Ingeniero Quaranta S.A. y Salinas Leonardo Jesús.
DETALLES DE LA OBRA
La cuenca del arroyo La Santiagueña abarca aproximadamente 200 hectáreas de espacio urbano de la ciudad y, si bien más del 80 % de ésta se encuentra impermeabilizada, existen zonas donde no hay sistematización de los desagües pluviales o, si existen, son precarios u obsoletos.

Actualmente se presentan problemas de excesos pluviales con precipitaciones de mediana y alta intensidad, tanto en las calles de la cuenca como en el curso del arroyo en cercanías de su desembocadura, provocando la interrupción y complicación del tránsito afectando a todas las actividades en la zona.

El presente proyecto busca solucionar mediante obras de desagües pluviales, con sus respectivas obras complementarias, los problemas mencionados en la subcuenca denominada Subcuenca Corrientes.

Además, el proyecto contempla encauzar el aporte de esta subcuenca directamente al Río Paraná, aliviando así el caudal que transporta el arroyo en cercanías de calle Laurencena donde existen problemas de desborde e inundaciones.

El sistema propuesto en el proyecto cuenta con conductos circulares de PVC, rectangulares de hormigón armado y sus correspondientes obras de captación de los excesos pluviales y de disipación de impacto para los tramos con pendientes pronunciadas.