Barardi aseguró que “es muy bueno el vínculo con el gobernador Gustavo Bordet y con su gabinete” e hizo hincapié en que “se trabaja bajo una impronta antigrieta, buscando soluciones a mediano y largo plazo”.

Tras destacar el intento de mediación de Bordet con el Gobierno nacional, resaltó la tarea que se viene llevando a cabo en cuanto al desarrollo de la diversificación de la producción: “Entre Ríos es la primera provincia que empezó a trabajar con la faena de cerdo para consumo, empezaron a aparecer la media res de cerdo y se está desarrollando la industria ovina”.

En lo que respecta a “las problemáticas de la ganadería bovina”, dijo que hay errores que se arrastran desde hace 40 años e instó a “todos los sectores a hacer un sinceramiento y a dejar de echarle la culpa al Gobierno”.

• Exportaciones: responsabilidades compartidas

Berardi manifestó sus expectativas sobre la gestión que hará el flamante ministro Julián Domínguez: “Es una persona dialoguista que tiene un gran conocimiento del sector”.

Si bien dijo que el cierre de las exportaciones fue “una mala medida, veníamos por muy mal camino porque se apuesta el negocio del momento y no a un proyecto a largo plazo, lo cual no es solo responsabilidad del Gobierno nacional, sino también de parte del sector empresario”.

El empresario aclaró que “solo una parte de las exportaciones está cerrada” y señaló que “los frigoríficos que exportan a la Unión Europea, a estados Unidos y a parte de China están trabajando. Todos los grandes frigoríficos exportadores están faenando y exportando en los mismos niveles que antes”.

“Hoy solo está perjudicado el frigorífico pequeño que no tiene todos los mercados y que está habilitado exclusivamente a exportar a China”, señaló.

En este marco, consideró que “hay errores vinculados a la planificación de las exportaciones” y aseveró: “Empezamos a ser Chinadependientes, como en su momento fuimos sojadependientes”.

“Las exportaciones no estuvieron cerradas totalmente, no hay un cepo total. Es más, los grandes frigoríficos exportadores fueron beneficiados con estas medidas, en desmedro de otros pequeños frigoríficos, fundamentalmente el interior del país”, agregó.

“La exportación no es lo único que beneficia al productor; la exportación es el 30%, el otro 70% es el consumo y hace años que venimos insistiendo en que el consumo tiene que diversificarse”.

Sostuvo que hay errores comunicaciones del Gobierno nacional y también del sector empresarial, y consideró que “la información tiene que ser mucho más llana para que todo el mundo la entienda. Hablan muchos especialistas de cuestiones técnicas y a la gente hay que llegarle con información clara”.

“Es necesario integrar toda la industria cárnica y seguir trabajando en la diversificación del consumo”, enfatizó.

. “La carne está barata”

En otro tramo de la entrevista, manifestó que “hay un tema que es recurrente y es el precio de la carne”.

“Hay alimentos que han aumentado más que la carne y me animo a decir que la carne vacuna bovina, en función de la realidad de la producción, está barata”, indicó.

“Que no haya dinero en el mercado interno y que la gente no tenga plata en el bolsillo es otra cuestión, pero está barata. Tampoco hubo desabastecimiento, ya que hay otras proteínas para reemplazarla”, aseveró. (APFDigital)