La titular de Migraciones, Florencia Carignano, fue unas de las víctimas de violencia de género expresada en redes sociales contra mujeres esta semana, lo que sucede con "mujeres que ocupan cargos" o "tienen poder", señalaron especialistas.

Desde una cuenta de Twitter se afirmó que Carignano pasó de trabajar en un centro de bronceado "Silver Solarium" de Temperley, en el conurbano bonaerense, a ser directora de Migraciones.

Noticia falsa, fake news que "habilitó" el inicio de un ataque violento del que participó, desde París, Fernando Iglesias, diputado nacional y candidato de Juntos por el Cambio.

"Lo que pasó con esta situación es incitación a la violencia. Se cuestiona la idoneidad de la funcionaria, se cuestiona cómo llegó al cargo, y luego comienzan los comentarios que se van por el lado de la violencia. Eso sucede con las mujeres que ocupan cargos, que tienen poder: cualquier excusa sirve para violentarlas", analizó en diálogo con Télam, la politóloga Ximena Cardoso Ramírez del área de Políticas del Equipo Latinoamericano de Justicia y Género (ELA).

"Se cuestiona la idoneidad de la funcionaria, se cuestiona cómo llegó al cargo, y luego comienzan los comentarios que se van por el lado de la violencia. Cualquier excusa sirve para violentarlas"
XIMENA CARDOSO RAMÍREZ


La organización viene analizando quienes y cómo atacan a las políticas e hizo un primer informe en 2019 titulado "Violencia contra las mujeres y disidencias en política a través de redes sociales. Una aproximación a partir del análisis de la campaña electoral en Twitter, Facebook e Instagram".

Ahora, está haciendo el mismo análisis siguiendo lo que sucedió en la campaña por las PASO y es posible que se conozcan los primeros resultados a fines de este mes, y luego lo que se concluya con el proceso eleccionario que terminará en noviembre con las legislativas.

Las fake news son una de las estrategias que se utilizan para violentar mujeres en redes sociales, uno de los objetivos de la violencia de género online, de acuerdo con investigaciones de organismos y organizaciones internacionales.

Las fake news son una de las estrategias que se utilizan para violentar mujeres en redes sociales, uno de los objetivos de la violencia de género online.Es lo que le hicieron con Carignano que le dijo a Télam que tiene "bronca" por tener que explicar "porqué estoy ahí -en Migraciones-, por tener que salir a demostrar méritos, cuando hay miles de hombres en lugares similares que no lo tienen que hacer, y no los atacan por ser hombres".

Explica la profesional de ELA que "según los estudios que realizamos, a las políticas se las ataca de manera particular, se las vinculan a roles, menosprecian sus capacidades. Un político puede ser atacado, pero es muy diferente la violencia política que recibe una mujer, a quien quieren silenciar, aleccionar".

Pero Carignano no se calló, contestó, dio entrevistas "en medio de la sorpresa por este ataque, nunca me había pasado, tuve que ponerme a ver de qué se trataba. Hay mensajes irrepetibles", comparte.

"Cuando veo a Fernando Iglesias que sigue atacándome, a un responsable político, un diputado, un candidato, me parece demencial y que sostenga amenazas, insultos. Nunca escuché de una mujer que ocupa el espacio político con él que critique sus actitudes", agregó la funcionaria.

También cuenta que se sorprendió por la cantidad de mujeres que se solidarizaron con ella y que pasaron por la misma situación, sobre todo políticas y periodistas.

Esa, el atacar a las periodistas y políticas, es una tendencia nefasta mundial.

En el relevamiento que está haciendo ELA de la campaña actual "vemos que los libertarios -seguidores de Javier Milei- suelen ser los mas violentos", señala Cardoso Ramírez.

Una demostración llegó cuando el lunes ultimo se publicó en el suplemento "Las 12" de Página 12 la nota "¿Qué ven los jóvenes en Milei?" firmada por Camila Alfie, que esboza un perfil de quienes votaron en las PASO al candidato a diputado nacional por la ciudad de Buenos Aires por el Partido Libertario.

Y se desató el infierno para ella.

Seguidoras y seguidores de Milei hicieron un video tomando fotos que ella tenía en sus redes "para reírse de que soy gorda y torta (lesbiana), y cuando salí a pedir que respetaran mi intimidad, me dijeron que esas fotos son publicas y pueden hacer lo que quieran", comparte en una charla con Télam.

Hacer lo que quieran es violentar. El video y los comentarios son de una violencia extrema.

A la periodista le queda claro que "no quieren discutir la nota, me quieren amedrentar. No hablan de la nota en sus comentarios, no hay un debate sobre política, se trata sólo de atacarme".

Hubo personas que prepararon el video y pensaron una estrategia para atacar a Alfie, otra característica de la violencia de genero online.

"Temblé, me sentí manoseada", es la respuesta de la periodista cuando cuenta su primera sensación ante la andanada violenta en redes.

"Me afectó mucho. Tuve que explicarle a mi hija de 8 años lo que está pasando, porque ella no entiende que me ataquen por ser mujer", contesta Carignano.

Apoyos y solidaridad


A la vez, ambas valoran los apoyos y la solidaridad que recibieron.

"Me sentí acompañada y pienso ahora qué podemos hacer con nuestras redes de periodistas, con feministas, con el sindicato ante esta situaciones", aportó Alfie.

"Me sentí acompañada y pienso ahora qué podemos hacer con nuestras redes de periodistas, con feministas, con el sindicato ante esta situaciones"
CECILIA ALFIE
"Me sentí muy acompañada por Wado (de Pedro, ministro del Interior), por Aníbal Fernández (ministro de Seguridad), por muchos compañeros y compañeras, por Mujeres Gobernando, por la militancia, por gente que no conozco, por periodistas mujeres que también fueron victimas de Iglesias", resumió la directora de Migraciones.

Ella aún no realizó una denuncia formal ante esta situación porque "estoy abriendo fronteras, haciendo protocolos, cuando pueda veré esto. El diputado Iglesias está viajando por el mundo y tiene tiempo y me sigue insultando. Yo, estoy muy ocupada", concluyó la funcionaria.